El colegio de Espartales cambia de 'patio' para ofrecer más oportunidades a los alumnos - Noticias de Alcalá de Henares e información multimedia 24 horas al día
la Luna de Alcalá: 24 horas de información multimedia

El colegio de Espartales cambia de ‘patio’ para ofrecer más oportunidades a los alumnos

El colegio de Espartales cambia de ‘patio’ para ofrecer más oportunidades a los alumnos

Un proyecto participativo pionero promueve la coeducación y la naturalización del patio escolar del CEIP Espartales. El proyecto “Cambiando Espartales” busca rediseñar el patio escolar para ofrecer mayores oportunidades de aprendizaje a los estudiantes del centro.

El CEIP Espartales destaca por ser un centro donde las iniciativas innovadoras tienen siempre una buena acogida. Así este año se ha incorporado este al programa de la Comunidad de Madrid de “Alumnos ayudantes”, al proyecto de bilingüismo desde infantil y ahora también suma a sus proyectos innovadores el diseño participativo para la transformación del patio escolar.

El proyecto, promovido desde la Asociación de Madres y padres de alumnos, junto con el apoyo del equipo docente del centro, fue llevado en forma de moción al pleno del distrito IV, donde se aprobó por unanimidad, contando con el apoyo de todos los partidos políticos alcalaínos. Este consenso ha llevado a las Concejalías de Participación y el Área de infancia de la Concejalía de Acción Social a desarrollar el proyecto, contando con el Equipo MICOS, expertos en diseño participativo de espacios infantiles.

El proceso iniciado en el centro terminará con la elaboración de un anteproyecto que deberá ser desarrollado por el Ayuntamiento en colaboración con el centro y el AMPA en una experiencia piloto de mejora de entornos escolares.

Desde mayo pasado este equipo de urbanistas desarrolla una metodología participativa para determinar las necesidades de la comunidad educativa respecto al patio para proponer colectivamente un espacio que satisfaga los fines educativos del centro.Esta metodología desarrollada por el Equipo MICOS ha sido recogida y publicada por el Ayuntamiento de Madrid dentro del programa Madrid Ciudad de los Cuidados bajo el título “Guia de diseño de entornos escolares” (Madrid Salud, 2018).

Así dentro de este proceso se han realizado cuestionarios a la comunidad educativa, talleres con los alumnos a través de dinámicas como “Elige tu patio”, “Grupo nominal” o “Cuentos colectivos”, además se realizó en el mes de septiembre un taller de “Maqueta proyectiva” con alumnos, madres y profesoras, contando además con el apoyo de la Asociación Avanza.

De los instrumentos que se han aplicado se extraen algunas conclusiones sobre el patio del centro destacando la oportunidad de intervenir y mejorar un patio de grandes dimensiones, con buena dotación deportiva y arbolado.

Del lado de las mejoras se enuncian algunos asuntos a abordar, según Pablo García del Equipo MICOS “el CEIP Espartales tiene problemas comunes a la mayoría de los centros ya que el modelo de patio no ha cambiado prácticamente en el último siglo”.

Dentro de estos problemas destacan la “simplificación del espacio, donde las pistas deportivas son el principal y casi único recurso desplazando otras actividades a la periferia”. Otra de las carencias a las que se refiere García se refiere a “la transición de espacios entre infantil y primaria, esta debe ser amortiguada introduciendo elementos de juego no deportivo en el patio de infantil” ya que “pasan de jugar con el cubo y la pala a un espacio prácticamente deportivo”. En las las edades más tempranas se hace necesario introducir “partes sueltas, es decir objetos variados al alcance de la exploración de los menores”, “casitas, cocinitas y todo lo relacionado con el juego simbólico mejoraría el potencial educativo”.

El patio recibe también fuertes consensos en la comunidad educativa la comunidad educativa en la necesidad de introducir más vegetación, diversificar los espacios de juego, generar espacios tranquilos donde leer o conversar, y aulas exteriores.

La diversificación de espacios es una necesidad que se reproduce en todos los centros, una mayor opción de juego, de estancia, de usos “permite que todos los niños y niñas encuentren su espacio y puedan transitar entre ellos en función de su momento de desarrollo” puntualiza García.

Uno de los retos más importantes es el de la gestión de la práctica del futbol durante el recreo “este es un factor común en todos los centros, el futbol genera conflictos y relega a la periferia del patio a actividades de menor intensidad pero igual de importantes en términos educativos”.

En base a estos resultados y aun informe de los técnicos se afronta la última fase del proyecto de diseño se centra en la creación de un Grupo Motor con todos los actores para definir y aprobar el diseño del patio facilitado por los técnicos.

Los resultados con el diseño consensuado por el Grupo Motor serán presentados en noviembre en un acto público en el que convocaran a vecinos , asociaciones y ayuntamiento a esta puesta en común de los resultados del proyecto.

Síguenos en Facebook y no te pierdas ninguna noticia:


LO MÁS VISTO