'Lo que diga la Rubia' por Anabel Poveda
la Luna de Alcalá: 24 horas de información multimedia




  • No estoy gorda, estoy inundada / Por Anabel Poveda

    No estoy gorda, estoy inundada / Por Anabel Poveda

    Durante años he defendido que, si el cuerpo está compuesto por un 70% de agua, ¡yo no estoy gorda, estoy inundada! Pero llega un día en la vida de toda mujer péndulo (dícese de aquella fémina que cambia de peso cada cierto tiempo, por obra y gracia de las leyes científicas), que tienes que hacerte

    LEER MÁS
  • El espectáculo debe continuar… / Por Anabel Poveda

    El espectáculo debe continuar… / Por Anabel Poveda

    Mi madre siempre dice que fui una niña precoz… aprendí pronto a andar, hablaba por los codos, incluso con el chupete puesto, y mis primeras palabras fueron “Mamá quiero ser artista”. Desde que tengo uso de razón me recuerdo soñando con ser bailarina, cantante, actriz… pero nunca confié en tener talento suficiente para apostar por

    LEER MÁS
  • De aquí al estrellato / Por Anabel Poveda

    De aquí al estrellato / Por Anabel Poveda

    Mañana es mi cumpleaños. Parece que fue ayer cuando esta rubia estaba celebrando su cumple-boda para darle la bienvenida a los 40 y ya están aquí los 41. ¡Qué relativo es el tiempo y nuestro cerebro!, que pretende que me crea que ha pasado rápido con lo largo que se me ha hecho el 2017.

    LEER MÁS
  • ¡Viva San Valentín! / Por Anabel Poveda

    ¡Viva San Valentín! / Por Anabel Poveda

    ¡Por fin! Por fin después de cuarenta años he podido celebrar un San Valentín como dios manda. Llevaba toda la vida queriendo festejar el 14 de febrero y no había manera oiga. Qué forma de resistirse el puñetero Cupido. El 80% de los años no tengo pareja y para dos que creí que tenía a

    LEER MÁS
  • Elsa I de España / Por Anabel Poveda

    Elsa I de España / Por Anabel Poveda

    ¡Estoy de enhorabuena! Han tenido que pasar casi 41 años para descubrir cuál es mi verdadera vocación. ¡De mayor quiero ser princesa! Tenía ya algún indicio de que dentro de mí habitaban Bella, Cenicienta, Ariel, Jasmín o Rapunzel en paz y armonía, pero gracias a mi ahijada he descubierto que realmente no soy Anabel, soy

    LEER MÁS
  • La envidia es ‘mu mala’ / Por Anabel Poveda

    La envidia es ‘mu mala’ / Por Anabel Poveda

    ¡Madre mía!, está el patio que voy a tener que salir de casa con un collar de ajos, una cruz, una cinta roja, una mano de Fátima, un elefante sagrado y un frasco con alcohol, romero y sal. Ya no está una a salvo de la maldad ajena ni entre sus propias amigas. Resulta que

    LEER MÁS