¿Quién 'coño' llenará la luna cada noche? - Noticias de Alcalá de Henares e información multimedia 24 horas al día
la Luna de Alcalá: 24 horas de información multimedia

¿Quién ‘coño’ llenará la luna cada noche?

Antonio eMe, el hombre que llena la luna

¿Quién coño llenará la luna cada noche? Eso es lo que se preguntaba cada día Antonio eMe desde su asiento del vagón del tren, cada madrugada al ir al trabajo. Debe ser cosa de poetas…se respondió a sí mismo. Y fue así…como se puso a escribir. Y a recitar…

Así surgió “El hombre que llenaba la luna antes de que anocheciera”, poema incluído dentro de “El café del Loco”, ganador del XIII Certamen Nacional de Poesía “Guadiana” en Ciudad Real (2012). Ahora, tres años después, el escritor y poeta alcalaíno vuelve a triunfar por partida doble: acaba de ganar en Cartagena el primer doblete de los Juegos Florales Jacobeos en los 49 años de existencia de estos premios literarios.

Un tríptico de sonetos sobre Santiago Apóstol, hijo del Trueno y, un relato sobre el viaje de Miguel de Cervantes de Argel a Cartagena, fueron los textos que hicieron a Antonio ganador de este certamen.

Antonio siempre quiso ser escritor. Es más, se recuerda más escribiendo que jugando con sus hermanos. El primer escrito que recuerda es con 6 años «tres o cuatro hojas de un cuaderno grande». Una actividad que le divertía y entretenía: «El descubrimiento de que lo que imaginas lo puedes plasmar en un papel, y, a su vez otros puedan leer lo que tú has imaginado me parece… a día de hoy me sigue pareciendo algo excepcional, como magia».

Su faceta de poeta fue fortuita: «Realmente soy poeta sin querer». La pasión le vino por una novela que empezó a escribir en la que uno de los personajes era un poeta, y, como no tenía mucha idea se puso a investigar e incluso se apuntó a un curso para aprender a escribir poesía, porque hasta el momento solo había leído. Algún día terminará esa novela que dejó inacabada El buscador de versos. El personaje de la novela de alguna manera le ha poseído hasta tal punto que aunque él todavía no lo ha decido… es un poeta y vive como un poeta: «Ser poeta es sinónimo de ser pobre porque la poesía realmente no da dinero, quitando algún premio o lo poco que te puedan dejar los libros. Aún no me he dado cuenta si quiero ser poeta». Tiene pendiente esta novela y un poema especial para su padre: «Un poema que tengo pendiente es, lamentablemente, un poema a mi padre que falleció hace dos años. Lo que pasa es que los poemas no se pueden forzar. Tienes que esperar el momento, que surjan… mi madre tiene su poema porque surgió, pero mi padre no lo tuvo aún siendo mi mayor admirador».

Así ve Antonio el panorama literario y el de la poesía en particular: «Hay bastantes más poetas que poesía. Ahora mismo hay demasiados poetas para la poca poesía que realmente se puede leer o escuchar» – pero lo dice en voz baja para que nadie se moleste-. “Aunque luego se pueden descubrir, en algunas jam session, a buenos poetas que no se publicitan, ni se prodigan en redes sociales, ni son de grupos literarios pero que al final escriben bien y da gusto”. El pequeño o gran boom que está habiendo con cantautores que han sacado libros de poesía le está repercutiendo favorablemente  a la poesía: «Están llevando la poesía a gente que igual no hubieran cogido un libro de poesía en la vida».

Respecto a Alcalá, nos comenta que «se están haciendo esfuerzos: por parte de la gente y de negocios privados que quieren potenciar la literatura; no tanto por parte de las instituciones».

Estas son solo algunas de las cosas que nos contó en la mañana que pasamos con él recorriendo las calles de Alcalá y varios rincones especiales para él como Domiduca Libreros y Pretextos Wine Bar.

Os dejamos un video resumen donde, además nos cuenta cuáles son sus rincones favoritos de la ciudad, una recomendación literaria, sus futuros proyectos y dónde ha colocado el premio que recogió recientemente.

  • No es el primer premio que ganas, algunos de tus poemas premiados se pueden encontrar en tu poemario El café del loco pero quizás si sea tu primer doblete. ¿Cómo y dónde recibiste la noticia?
  • Ganar un premio es difícil, cuanto más ganar los dos… Recibí la noticia un viernes a eso de las 9 de la noche, estaba precisamente tomando unos vinos y sonó el móvil. Me dijeron que llamaban de los Juegos Florales Jacobeos y ya cuando te dicen eso te llevas una alegría, ¿no? Me dijeron que había sido elegido ganador por el jurado. Me había presentado tanto a poesía como a narrativa y le pregunté que cuál había ganado y el hombre me dijo: “los dos, ha ganado usted los dos”… Te puedes imaginar mi cara de sorpresa con los efectos del vino, fue como que los alcoholes se dispararon más, creo que llegué a balbucear, no sé si acerté muy bien a responder. Lo Primero que pensé es que era una broma, porque eso de ganar los dos premios era bastante complicado. Yo lo celebré por si las moscas… luego era mentira. Pero no, al día siguiente volví ha hablar con él y ya certifiqué que gracias a Dios había sido el ganador de los dos premios. Y digo gracias a Dios  porque el tema de la poesía era un tema religioso, y si te digo la verdad es la primera vez que escribo poesía religiosa y mira, ha ido bien.
  • Hiciste una visita express a Cartagena para recoger el premio. ¿Cómo fue la entrega?
  • El acto de entrega lo hicieron en La Casa del Pescador en un acto organizado por el Patronato de los Juegos Florales Jacobeos en el que además de leer los poemas premiados y el relato premiado tuve que escribir un madrigal para dedicárselo a la reina de las fiestas del patronato, y luego un discurso del mantendor.

Me entregaron la Rosa de Plata, una flor natural y el Pinacho de Bronce que es un monumento representativo del barrio de Santa Lucia (Cartagena). Pero siempre digo que el mejor premio es el reconocimiento del público: era un salón de actos lleno, y luego la gente se acerca y te dice que les ha encantado lo que has transmitido con tu poesía…. Lo económico es importante porque tenemos que vivir, por desgracia, pero es el reconocimiento de la gente lo que más me llena, y yo creo que escribo básicamente esperando esa recompensa.

  • Tienes un poema dedicado a la luna “El hombre que llenaba la Luna antes de que anocheciera” ¿Cómo surgió?
  • Está escrito en el tren. Yo iba cada mañana, cogía el tren de las seis menos cinco de la mañana, iba a trabajar a Las Rozas…. Veía a través de la ventana esa Luna Llena, inmensa, enorme y era casi obligatorio escribirle un poema. Una de esas mañana pensando: “¿quién coño llenará la Luna?”  surgió, y pensé que eso debía de ser cosa de  poetas. Es lo que intenté reflejar en el poema.
  • ¿Te inspira la LUNA?
  • No soy un hombre al que le inspire la Luna para escribir, yo soy de escribir al lado de la ventana… vivo en el centro de Alcalá con lo que el tráfico es la banda sonora de mi poesía. Siempre digo que mi poesía es una poesía con ruido de ciudad de fondo. Me inspira la Luna cuando escribo de noche y se mezcla con sonido de ambulancias, policías, algún pito de los coches, pero no especialmente, pero si es verdad que hay veces que encuentras en la Luna mucho juego para escribir. La luna es poética de por si, la luna es poesía.

Un reportaje de: Verónica González, presentadora de “Tapeando Radio”

 

 

Síguenos en Facebook y no te pierdas ninguna noticia:


LO MÁS VISTO