Blázquez: "En 2017 comenzarán las obras de la Academia Atlético de Madrid en Alcalá"
la Luna de Alcalá: 24 horas de información multimedia

Blázquez: “En 2017 comenzarán las obras de la Academia del Atlético”

Blázquez: “En 2017 comenzarán las obras de la Academia del Atlético”

Alberto Blázquez es el concejal de Urbanismo, Personal y Deportes del Ayuntamiento de Alcalá de Henares. Aglutina muchas funciones, desde el diseño urbanístico de la ciudad para los próximos 15 años, como el aterrizaje del Atlético de Madrid a Espartales. También hablamos de la primera maratón de Alcalá, nuevas inversiones o la reorganización del Consistorio complutense. Comenzamos el juego, con deporte.

– ¿Cómo está el proyecto de la Academia del Atlético de Madrid?

– En febrero se firmó el contrato administrativo. Desde la firma del contrato el Atlético de Madrid tenía tres meses para presentar el proyecto de ejecución, que presentó en mayo y que es complejo, con muchos campos de fútbol, gradas, infraestructuras deportivas… Con el responsable técnico, las diferentes concejalías estamos trabajando en paralelo para las licencias, con muchos informes sectoriales para que lo presentado estuviera acorde con el proyecto. Aunque hubo un trabajo previo, hubo subsanaciones que hacer. Estamos ya casi al final del proyecto. Tuvimos una reunión hace unos días y quedan flecos para que puedan presentar el proyecto de ejecución y llevarlo a la Junta de Gobierno. La idea es presentarlo a finales de octubre. Es nuestro objetivo. Después se publicaría en el BOCM con un mes de exposición pública, por si alguien quiere presentar alegaciones. Si no las hay, se llevará la aprobación definitiva y podrían comenzar las obras.

– ¿Entonces cuándo podrían entrar las máquinas?

– En un escenario razonable es que a principio de 2017 comenzarían las obras. El Atlético tiene interés en comenzar cuanto antes. Se ha hecho el proyecto en dos fases, porque teníamos que tener informes sectoriales de la dirección general de Carreteras y del Ministerio de Defensa. El de Defensa ya lo tienen y con Carreteras hay que mejorar alguna parte del proyecto. Pero al hacerlo en dos fases, el proyecto comenzará por la parte más alejada a la A2. La duración de las obras era de 18 meses, pero creo que el Atlético de Madrid quiere construir rápido. Tienen el objetivo de iniciar la temporada 2017/2018, aunque luego ya sabemos que puede haber retrasos.

La duración de las obras era de 18 meses, pero creo que el Atlético de Madrid quiere construir rápido. Tienen el objetivo de iniciar la temporada 2017/2018

– ¿En qué consistía el proyecto?

– Consta de un miniestadio con capacidad para 2.500 espectadores y cuatro campos de fútbol 11. Había pistas de pádel, vestuario, zona de prensa… Eso lo presentaremos cuando esté el proyecto de ejecución.

– ¿Habrá zona comercial?

– Habrá alguna cafetería y quizás alguna pequeña tienda para que el Atlético de Madrid venda sus productos de merchandising. Es un proyecto que además de las inversiones, es interesante al ligarnos a la marca Atlético de Madrid.

– Sin salirnos de Espartales, ¿cómo están las negociaciones con la Comunidad de Madrid para dotar de mobiliario la Ciudad Deportiva?

– Lo primero que hay que decir es que fue una enmienda a los presupuestos de 2016 de Ciudadanos, que fue apoyada por PSOE y Podemos y en la que votó en contra el PP, que votó en contra de traer una inversión de un millón de euros a Alcalá de Henares. A partir de ahí hemos trabajado con el diputado regional de Ciudadanos Roberto Núñez y hemos tenido diferentes reuniones con el director general de Deportes y con la directora general de Presupuestos de la Comunidad de Madrid para lograr que esa cantidad pueda venir a Alcalá. Estamos en la fase más burocrática para firmar un convenio entre el Ayuntamiento y la Comunidad de Madrid. Ya ha pasado por los servicios jurídicos e Intervención y tiene que ir al Consejo de Gobierno. A partir de ahí, el Ayuntamiento tiene que licitar los suministros, como la maquinaria, paneles para separar zonas….

– ¿Se han planteado externalizar la Ciudad Deportiva como La Garena teniendo en cuenta la situación económica del Ayuntamiento y viendo que Deportes tampoco es uno de los pilares esenciales del Estado del Bienestar como sí puedan ser la Educación, la Sanidad…?

– Rotundamente no. Era nuestro compromiso como PSOE en la legislatura pasada y ahora como equipo de Gobierno. La gestión va a ser pública y directa porque los ingresos que hagan los ciudadanos irán directamente a las arcas municipales. En 2016 aprobamos la tarjeta-bono multideporte, que cuesta unos 46 euros la general, con la que se podrá acceder a muchas instalaciones deportivas de la ciudad, no sólo a Espartales y sus salas de fitness, piscina y spa, sino a todas las piscinas cubiertas y las piscinas al aire libre de verano, además de tener ventajas para alquilar las pistas de tenis y de pádel. Esa va a ser nuestra apuesta para 2017. Al igual que para las actividades acuáticas, sí haremos un concurso para las actividades de piscina y las actividades en sala. Los monitores serán de una empresa, pero la coordinación y la dirección serán del Ayuntamiento.

– ¿No desaprovechan un poco a Ciudadanos en la Comunidad de Madrid teniendo en cuenta que tienen la posibilidad de incluir más enmiendas en los presupuestos como ha ocurrido con la Ciudad Deportiva de Espartales?

– Creo que lo estamos aprovechando, pero hace falta acabar de ser capaces de perfilar líneas de encuentro como formaciones distintas que somos y con objetivos distintos. Ciudadanos apoyó a Cristina Cifuentes para ser presidenta de la Comunidad de Madrid, son sus socios. A partir de ahí, creo que hay que ser inteligente y aquellas cuestiones de ciudad en las que estemos de acuerdo, hay que presionar para sacarlas adelante. Es cierto que también tenemos que encontrar a un Ciudadanos que presione y apriete. En este caso, Roberto Núñez se lo ha tomado en serio y ha presionado. Sin embargo, en otras cuestiones como el Museo Arqueológico Regional o el 400 aniversario de la muerte de Cervantes posiblemente Ciudadanos podría haber hecho algo más. Hay pros y contras y la línea de trabajo tiene que ser esa más allá de nuestras discrepancias aquí en Alcalá.

Queremos asentarnos como una segunda maratón en la Comunidad de Madrid

– El 30 de octubre Alcalá celebrará la primera maratón. ¿Cómo van los preparativos?

– Con la maratón siempre hemos sido muy realistas. La primera edición cuesta y la afluencia de gente que se apunta a una prueba tan exigente sabemos que no va a ser como en la San Silvestre o la Mapoma de Madrid. Nuestra intención es ir creciendo. Estamos preocupados de que la organización funcione. No es tan importante en el primer año el número de participantes, sino que los que corran se vayan contentos de cómo han corrido y de cómo se les ha tratado. Creo que es el evento, desde el punto de vista de ciudad, más grande en lo que tiene que ver con tráfico y por su afectación a muchos barrios de la ciudad. Queremos asentarnos como una segunda maratón en la Comunidad de Madrid. Creo que podemos serlo ya que desde el punto de vista deportivo, la altimetría es muy buena para hacer buenas marcas en Alcalá. Además, dicen que si el primer año pueden correr, por ejemplo, 1.500 personas, el año siguiente se puede multiplicar por tres o por cuatro en función del boca a boca y la satisfacción de los participantes con la organización y si han corrido bien. Tener a la Fundación Montemadrid en la organización y tener la salida y la entrada en el pabellón nos da también de cara al corredor una mayor capacidad organizativa, tanto si sale un mal día por tener un techo, aseos y vestuarios, que muchas maratones no tienen por lo que tienen que montar carpas. Lo hemos asociado además a un fin de semana cultural y tiene otro sesgo inclusivo con el deporte adaptado.

– Para acabar con Deportes. Nos ha llegado una queja de padres que llevan a sus hijos a jugar a los campos de césped artificial del Val, que al parecer no está en muy buenas condiciones y los niños acaban raspados.

– Desgraciadamente, era algo que se tenía que haber ido previendo en la legislatura pasada. La vida útil de un campo es de 10 u 11 años. Esos campos fueron de 2004 por lo que estamos un poco por encima. En verano hemos hecho labores de mejora dentro de nuestras posibilidades. Es cierto que hay que ir sustituyéndolos. Vamos a empezar cambiando uno de fútbol 7 del Juncal. Es un tema presupuestario. Si la hubiéramos acometido uno o dos campos al año, ahora tendríamos otra situación. Es un tema a resolver.

– Pasamos a Urbanismo. ¿Habrá Plan General de Ordenación Urbana esta legislatura?

– Los tiempos de un Plan General son largos. La Comunidad de Madrid en la última legislatura sólo ha aprobado uno o dos de pueblos, por lo que es un tema complejo en su tramitación y en lo político. Nuestra intención es empujarlo lo máximo posible. Tenemos en marcha una licitación para que ayude a la oficina técnica municipal para la revisión del plan. En breve seremos capaces de tener una empresa para que nos ayude a hacer un proceso participativo del Avance del Plan General, para ser capaces de llegar al mayor número posible de personas y colectivos de la ciudad con el objetivo de diseñar la ciudad de los próximos 15 años. La ciudad ya no da para mucho más juego actualmente, nos falta suelo productivo y es una cuestión a trabajar. Cuando tengamos la empresa, el plazo máximo para tener el avance será de 17 meses. Al ser un avance muy participativo, confíamos en que el proceso de alegaciones se reduzca en el volumen, aunque por supuesto las habrá, desde intereses económicos o personales. A partir de ahí se aprobará en pleno y lo mandaremos a la Comunidad de Madrid para que emitan los diferentes informes sectoriales. Siendo realistas y con un Gobierno regional colaborativo podríamos llegar a la aprobación inicial y no sabemos si provisional esta legislatura.

Tenemos que ver qué hacemos con la Vía Complutense, en la que se mezclan minipolígonos con zonas de viviendas

– ¿La idea sigue siendo no destinar más metros cuadrados a suelo residencial y casi todo industrial?

– Nuestra idea está muy clara. Estamos haciendo un análisis de la realidad de las viviendas que hay actualmente pendientes de realizar tantos del plan del 91 como de las diferentes recalificaciones que se hicieron posteriormente. Yo no puedo decir que habrá un crecimiento residencial cero, pero seguro que no será gigantesco. Hay zonas de la ciudad que a lo mejor se han quedado estranguladas. Tenemos que ver qué hacemos con la Vía Complutense, en la que se mezclan minipolígonos con zonas de viviendas, como la zona de la Gal o la inversión que va a hacer un fondo alemán de lo que era antiguamente los laboratorios de Liade. Como eso, habrá más cosas. Estamos más en eso. No vamos a hacer como hizo el PP de llevar casas hasta la R-2. Tenemos claro que con las viviendas pendientes de ejecutar más las viviendas vacías hay más que suficientes.

– Precisamente en la Vía Complutense se encuentra el Parque de Servicios, cuyos trabajadores se van a trasladar a unas naves alquiladas. ¿Qué se va a hacer en el Parque de Servicios actual?

– Lo estamos valorando. Sí tenemos claro que el Parque de Servicios va a salir de ahí. Temporalmente va a ir a unas instalaciones, pero nuestra idea es llevarlo definitivamente a una parcela municipal. El Parque de Servicios tiene más metros que lo que un Parque de Servicios nuevo y moderno necesitaría. Tenemos alguna parcela que tenemos en la zona del Olivar que podría ubicarse allí. Mientras busquemos financiación para ello, hemos buscado una alternativa en unas naves donde las condiciones de seguridad y prevención laboral se cumplan.

El Parque de Servicios va a salir de Vía Complutense

– ¿Pero qué idea tienen de hacer en esa parcela?

– Ahora mismo estamos valorando qué hacer en ese terreno y ver qué posibilidades de uso le damos. Estamos hablando de una buena zona de Alcalá de Henares. Cuando tengamos una decisión tomada, ya lo trasladaremos.

– Se habla de que va a llegar un hospital privado a Alcalá de Henares, que no será en una parcela pública sino privada. ¿Qué nos puede contar?

– Hay diferentes iniciativas que han venido y que, como siempre hemos hecho, nos hemos puesto a disposición de todos los posibles inversores que quieran venir a Alcalá para facilitarles los trámites administrativos y urbanísticos. Nuestra posición era que un hospital privado no podía venir a suelo público y la seguimos manteniendo; pero por dónde van los tiros ya no es por ahí, sino de que venga a suelo privado.

Nuestra posición era que un hospital privado no podía venir a suelo público y la seguimos manteniendo; pero por dónde van los tiros ya no es por ahí, sino de que venga a suelo privado

– ¿Y el Ayuntamiento ya ha hecho alguna gestión con alguna empresa del sector de Salud o sanitario para que venga?

– Directamente con el sector de salud no, pero con los propietarios de los terrenos, que son los que mueven las parcelas y tienen interés, sí estamos en conversaciones. Pero es mejor no contar, no sea que se gafe. Cuando se cuente, que sea porque es definitivo. Está claro que en el Corredor del Henares puede haber un hospital privado…

– Lo decía precisamente por eso, porque Torrejón competía para llevárselo a su municipio y arrebatárselo a Alcalá.

– Torrejón quiere competir en muchas cosas. Nosotros estamos fuertes ahí, es lo que te puedo decir.

– ¿Hay más noticias sobre inversiones o posibles nuevas empresas que puedan instalarse en Alcalá?

– Sí se está experimentan un incremento en el sector inmobiliario, terrenos que están pendientes de desarrollar, como el fondo alemán muy potente en el Liade, que eran de Altamira, del Banco Santander y van a hacer una apuesta importante para desarrollar toda esa zona. También las zonas de la antigua Gal, que son muchos millones de euros de inversión. Esta empresa alemana decía que Alcalá era uno de los nichos de oportunidades. Esto permite generar más ICIOS que son impuestos municipales  para las arcas municipales y puestos de trabajo. A todas empresas, le ponemos a su disposición Alcalá Desarrollo como agencia de colocación e intentar que los parados de la ciudad tengan alternativas.

Se está experimentan un incremento en el sector inmobiliario, terrenos que están pendientes de desarrollar

– Sí, pero con Lidl al final no se han contratado a muchas personas de Alcalá al final en esta primera fase.

– Con Lidl hay que recordar que tenían un acuerdo con los parados de Electrolux. Pero para la segunda fase sí estaba hablado. O Electro Depot, que es la primera que tienda que abra esta multinacional en España y toda la contratación se ha hecho a través de Alcalá Desarrollo.

– Hablemos del área Personal, ¿ya se están negociando con los sindicatos el nuevo convenio colectivo?

– Ya estamos hablando con ellos para establecer el marco de las negociaciones. Pero antes hay que tener unas herramientas como son un reglamento de la negociación, los interlocutores, el índice de las cosas a tratar, que ya está…

– ¿Corren peligro las nóminas o algunos de los derechos sociales de los trabajadores?

– El alcalde ha sido siempre muy claro. Lo que nos preocupa es que el Ayuntamiento sea eficiente y es a lo que estamos dedicando todo nuestro tiempo. Aunque parezca mentira, no teníamos una relación de puestos de trabajo (RPT) donde se definen qué puestos, qué funciones y qué cobran por hacer esas tareas los más de 1.500 trabajadores. Sin ello, no podemos decir, venga, vamos a bajar el sueldo. Eso sería una decisión poco acertada y poco valorada. Obviamente, hay que trabajar para organizar el ayuntamiento y que sea eficiente y si hay solapamientos, quitarlos. Y para eso necesitamos la RPT y un manual organizativo, para lo que ha salido otro concurso público con un plazo de ejecución de unos cinco meses.

Nuestra idea es tener esta RPT para que todos seamos conscientes de qué situación tenemos de cara a negociar muchas cosas, no sólo los salarios

– ¿Es decir que en 2017 tendrán un nuevo convenio colectivo?

– Nuestra idea es tener esta RPT para que todos seamos conscientes de qué situación tenemos de cara a negociar muchas cosas, no sólo los salarios. Por ejemplo, si somos capaces de que el parque de Servicios sea más eficiente, repercutirá en el ciudadano. Si con el mismo personal y pagando lo mismo en lugar de hacer 10 actuaciones, se hacen 15 estamos siendo más eficiente y dando un mejor servicio al ciudadano.

– Una última. Dada su ascendencia con Pedro Sánchez, ¿su postura sigue siendo el No es No? Lo digo porque antes criticaba que Ciudadanos había permitido gobernar a Cifuentes y ahora parece que el PSOE va a dejar gobernar a Rajoy.

– Todavía no se sabe lo que va a decidir el PSOE, eso lo tiene que decidir el Comité Federal. Mi postura personal siempre ha sido votar no a Rajoy y al PP y conformar un gobierno alternativo. Creo que es la vía que teníamos que haber adoptado. Dicho esto, estamos en un partido democrático y cuando ganas, ganas, y cuando pierdes, pierdes. En este caso, hubo una votación, Pedro Sánchez perdió y dimitió. Ahora es una Comisión Gestora que tiene que organizar un próximo congreso y un debate. Esas son sus atribuciones y no decidir, que no es que haya decidido, si el PSOE se tiene que abstener. Habrá un Comité Federal, imagino que será muy caluroso donde cada uno expondrá lo que le parezca lícitamente, porque no tengo nada en contra de los que defienden la abstención que seguro que plantearán sus razones.

– ¿No habría que consultar a las bases?

– Igual que se consultó el acuerdo con Ciudadanos, una decisión de este calado debe consultarse a las bases. El SPD lo hizo y la militancia decidió realizar una gran coalición con Merkel. No hay que tener miedo a lo que digan los militantes, que tienen algún poder de decisión.

Síguenos en Facebook y no te pierdas ninguna noticia:


LO MÁS VISTO